¿Viajar solo merece la pena?

Sí, yo también tuve los mismos miedos que tú la primera vez que me planteé en serio averiguar qué es eso que algunos locos de mis amigos han probado: hacer un viaje solo.

''¿Qué pasa si me pierdo por la ciudad y no tengo batería? ¿Qué voy a hacer durante tantas horas sólo? ¿La gente me mirará raro cuando me siente a comer en algún restaurante?''




No habrá ninguna respuesta que pueda despejar ese tipo de preguntas/miedos; ni psicólogos ni expertos serán capaces de convencerte de que no hay posibilidad de que el primer día un ladrón te robe la maleta, la cartera y el pasaporte y te quedes tirado en a-saber-donde sólo y desvalido…


Solamente entenderás de qué se trata, qué es aquello que tanto engancha a las personas, cuando pongas por primera vez un pie en el destino que hayas elegido.



La sensación de estar sólo en una ciudad desconocida, con todo un día por delante con mil planes posibles que hacer e infinidad de experiencias por vivir, es simplemente Ú-N-I-C-O. Descubrirás que eres mucho más capaz de desenvolverte por ti mismo de lo que creías. Tus sentidos se agudizarán de manera que vivirás cada momento de un modo que, si estuvieras charlando con tus amigotes y haciendo postu-fotos, sería imposible.


¿Que quieres estar todo el viaje solo? Hazlo.


¿Qué quieres conocer gente nueva y desempolvar tu oxidado inglés?

Simplemente alójate en un Youth Hostel y comprobarás que no eres el único, ni mucho menos, que ha decidido emprender el mismo viaje que tú, solo.. Con un simplemente ‘’Hi’’ podrá comenzar una aventura con gente nueva que terminará en el momento que desees.


Haz lo que quieras, cuando quieras y como quieras, estás a muchos kilómetros de tu casa y puedes ser y actuar como te parezca sin rendir cuentas a nadie.


Disfruta de un atardecer con una buena cerveza en mano como nunca antes habías hecho. Camina hasta desgastar la suela de las zapatillas (o no). Párate a pensar en todos aquellos problemas que atormentan tu cabeza, más tiempo para reflexionar que en esta ocasión no podrás tener.


En fin, como dije antes, seguramente esto tampoco servirá para que te lances a hacer ese viaje que tienes en la cabeza. Pero hay algo que debes tener muy claro: el día que por fin te decidas a probar, el día que encuentres ese valor que aún no has reunido, te acordarás de esas sensaciones que te he comentado y sonreirás.



47 vistas

CONTACTO

  • YouTube - Círculo Negro
  • Facebook - Círculo Negro
  • INSTAGRAM

@ Tribu es un marca registrada. Todos los derechos reservados.

CIF: B88537089  CICMA: 4115